Si para muchas madres la lactancia es un reto, para las madres de gemelos o mellizos puede serlo todavía más. Las madres de gemelos o partos múltiples necesitan de una red de apoyo eficaz por parte de los profesionales sanitarios, la familia y el entorno. ¿Cuáles son los principales problemas a los que se enfrentan? Te damos los consejos para que amamantar a gemelos al mismo tiempo sea posible.

 

Amamantar, un arte que necesita aprendizaje

La lactancia materna es la forma natural de amamantar a los bebés, y el cuerpo está perfectamente preparado para garantizar la supervivencia del recién nacido. Si durante miles de años la humanidad ha sobrevivido gracias a la lactancia materna, ¿cómo es posible que ahora haya tantas lactancias que fracasan? ¿No será que antes no existía tanta presión hacia las madres? Veamos cómo podemos conseguir una correcta lactancia.

 

¿Por qué pueden fracasan las lactancias?

Es bien cierto que los bebés nacen con el instinto de succión muy activo. Sin embargo, muchas mujeres dan a luz sin previamente haber visto antes amamantar y, por lo tanto, sin saber hacerlo.

Este fenómeno ocurre, en gran parte, porque las mujeres muchas veces desconocen la realidad de la maternidad. En consecuencia, se enfrentan a un parto y a una lactancia desconocida. Además, los apoyos con los que cuentan las madres suelen ser limitados y, muchas veces basados en mitos y creencias que entorpecen aún más el proceso.

Para conseguir establecer la lactancia materna es necesario establecer una red de apoyos que conozcan las pautas de crianza de los recién nacidos.

 

Amamantar a gemelos al mismo tiempo ¿es posible?

La lactancia de gemelos siempre se ha considerado especial. Si nos centramos en la anatomía de la madre, veremos que posee las características biológicas para poder amamantar a gemelos al mismo tiempo, incluso a más.

Lo que hace especial a la lactancia en estos casos, no es la anatomía, sino las necesidades que surgen alrededor de la maternidad de partos múltiples. La madre se cuestiona muchos aspectos de su maternidad y de la lactancia. Una de esas circunstancias es la creencia de que las madres tendrán dificultad para establecer un vínculo individual con cada uno de sus bebés.

 

¿Por qué se abandonan las lactancias de gemelos?

Los motivos por los que las madres de gemelos destetan parcial, o totalmente, suelen estar relacionados con la percepción subjetiva de falta de leche. Es posible que no exista un crecimiento óptimo de los bebés, y las madres piensen que lejos de llegar a conseguir los volúmenes de leche que necesitan, están alimentando deficitariamente a sus peques.

Los destetes precoces hacen que la lactancia materna pase a ser combinada con fórmula. Estas lactancias son valoradas por las madres de múltiples porque pueden perduran durante bastante tiempo, si la comparamos con las lactancias maternas exclusivas para gemelos.

Problemas habituales para amamantar a gemelos

La principal preocupación de las madres de gemelos es la cantidad de leche que pueden alcanzar a producir para alimentar a sus bebés. Sin embargo, los partos múltiples suelen acontecer antes de tiempo, por lo que es más probable que los bebés sean pequeños y presenten problemas de succión. Además, la separación madre-bebé tras el parto es más habitual en el caso de gemelos. Esto es debido a un mayor número de cesáreas- u otros problemas médicos-, con lo que se retrasa el inicio del amamantamiento.

Cuando hablamos de lactancia materna exclusiva existe la referencia de tener que realizar entre 8 y 12 tomas al día. Y, en este caso la frecuencia que sería aceptable. Pero, si nos referimos a una lactancia de gemelos debemos multiplicar el número de tomas, por lo que la madre debería dar un mínimo de 15 tomas diarias.

 

Es fácil suponer que para la madre puede llegar a ser extenuante, sobre todo las primeras semanas. La mujer puede sentir que no tiene tiempo para ella ni para hacer nada más. En ocasiones, esto hace que el entorno ponga en duda su capacidad para alimentar a tantos bebés, pudiendo llevar a un destete precoz.

 

Consejos para una lactancia exitosa

 

1. Apoyo en los primeros días

Es muy necesario un buen apoyo y asesoramiento durante las primeras horas tras el parto, debido a que para un buen establecimiento del caudal de leche necesitan del mejor inicio que puedan tener. Va a ser más necesaria la valoración frecuente de las tomas para conseguir que vuelvan a casa conociendo todos los detalles de la lactancia.

 

2. El extractor de leche puede ser un gran aliado

Extraer la leche para ofrecerla a uno de los bebés en forma de suplemento, o para que otra persona alimente a los pequeños en un momento dado, puede ayudar a la madre a descansar. Para ello, es importante que la madre reciba la información necesaria para hacer una buena técnica de extracción, así como el uso de otros accesorios útiles para la lactancia como el cojín de lactancia, o las muselinas.

 

3. Cuida la postura y ofrece ambos pechos

Una postura correcta es fundamental para asegurar un buen agarre y la comodidad de la madre. Un cojín de lactancia gemelar y alternar la manera de ofrecer el pecho, son buenas herramientas para garantizar una correcta lactancia. Además, es bueno alternar el pecho con el que se inicia la alimentación.

 

4. Acude a un grupo de lactancia para resolver tus dudas al amamantar

La presión de familiares, o de profesionales hace que las mujeres necesiten el apoyo y sostén por parte de las asesoras de lactancia y de otras madres. Muchas veces, el entorno de la madre no tiene mucha confianza en que las madres puedan conseguir amamantar a más de un bebé de forma exclusiva.

 

5. La familia, un pilar fundamental para amamantar

Una mamá que acaba de dar a luz a sus gemelos necesita descansar mucho y ser cuidada por la familia, y el entorno. De ahí, la importancia de que la pareja, u otra persona, la que se encargue de las tareas del hogar, la compra y la comida. Así la mamá estará bien alimentada, podrá descansar y amamantar todo lo que necesite.

 

Amamantar a gemelos es posible, aunque es cierto que la madre necesita contar con una red de apoyo que facilite la lactancia: la familia, los profesionales de salud, grupos de madres… Seguro que un buen apoyo e información actualizada ayudará a establecer la lactancia gemelar.